12/07/2024

Fedecámaras llama a revisar la Ley de Impuesto a las Grandes Transacciones Financieras

0
Fedecámaras llama a revisar la Ley de Impuesto a las Grandes Transacciones Financieras - FOTO

LLD.- Carlos Fernández Gallardo, presidente de Fedecámaras, llamó la atención sobre la voracidad fiscal que se ha venido presentando a través de legislaciones locales, regionales y nacionales, haciendo especial referencia a la recién aprobada Ley del Impuesto a las Grandes Transacciones Financieras.

“No pudimos hacer nuestras observaciones en la discusión de la ley; tampoco tenemos conocimiento sobre su salida en Gaceta y nos gustaría poder expresar nuestras preocupaciones ante este instrumento legal”, dijo, afirmando que este instrumento legal trae costos importantes a nivel bursátil como lo es el caso de la bolsa agrícola.

Igualmente señaló que la reforma también busca la recuperación del bolívar, pero recalcó que debe ser expresión de una política de largo plazo que se traduzca en la recuperación de confianza. “Saludamos el acercamiento entre la banca y el sector gubernamental, ya que ello redundará en beneficio de la gente y de la economía, pero en ese compromiso por recuperar el bolívar, debemos ganar confianza y se requieren de políticas adecuadas. Hay formas de lograrlo, pero creemos que esta ley no es el camino más expedito para alcanzarlo”, espetó.

 

LEA TAMBIÉN | Fedecámaras juramenta a Carlos Fernández como nuevo presidente

 

Según Fernández, la ley tiene varios aspectos que afectan a todo el mundo, tachándola de regresiva. “Creemos que va a traer incidencia en los costos de los bienes y servicios, y en aquellos casos donde sea muy alto el incentivo, fomentará que ese bien desaparezca o que se consiga en la informalidad. Venimos abogando por la necesidad de que todos nos formalicemos. Hay maneras de cómo subir la recaudación, sin que el costo sean las empresas o el consumidor”, explicó.

Reiteró el desacuerdo de Fedecámaras en la manera de cómo se llevó a cabo esta aprobación y reiteró su llamado de atención para sentarse a conversar, incluso pidiendo la suspensión del ejecútese de la ley.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 × cinco =