13/07/2024

Gonalgia o dolor de rodilla: qué es y cuál es su tratamiento

0
dolor de rodilla

Las enfermedades y dolencias relacionadas con las rodillas son muy comunes en la población. El dolor de rodilla, conocido médicamente como gonalgia, es una condición que puede afectar tanto a jóvenes como a personas de edad avanzada. 

Contenido

¿Qué es la gonalgia?

Es un término médico que se utiliza para describir cualquier tipo de dolor en la rodilla. Puede ser agudo o crónico e ir acompañado de inflamación, rigidez o debilidad en la articulación. Puede afectar a una o ambas rodillas y estar causada por una variedad de factores.

Causas posibles de la gonalgia

El dolor puede estar provocado por diferentes condiciones. Por este motivo es importante buscar un diagnóstico adecuado de un especialista en traumatología. Algunas de las causas más comunes asociadas incluyen: 

  • Lesiones en la rodilla, como torceduras o distensiones de los ligamentos, desgarros de menisco o cartílago, fracturas y luxaciones. 
  • Artritis, que es una inflamación de las articulaciones. La osteoartritis es la forma más común de artritis en la rodilla y generalmente se presenta en personas mayores de 50 años.
  • Bursitis o inflamación de las bursas (sacos llenos de líquido que actúan como amortiguadores entre los huesos, tendones y músculos).
  • Tendinitis o inflamación de los tendones que rodean la articulación. 
  • Condromalacia rotuliana, que es el reblandecimiento o daño del cartílago debajo de la rótula.
  • Quistes de Baker.
  • Sinovitis. 
  • Gota. 
  • Infecciones en la articulación de la rodilla.

¿Cuánto dura una gonalgia? ¿Puede ser crónica?

La duración varía dependiendo de la causa subyacente y de la respuesta al tratamiento. En algunos casos, puede desaparecer por sí solo después de un corto período de tiempo. Sin embargo, en otros casos puede persistir durante semanas, meses o incluso convertirse en una afección crónica. Por ese motivo es importante buscar atención médica si el dolor no desaparece después de unos días o empeora con el tiempo.

Síntomas de gonalgia

Conocer los síntomas puede ayudar a identificar la causa subyacente del dolor y buscar el tratamiento adecuado. 

Uno de los más comunes es el dolor en la rodilla. Puede ser constante o intermitente y empeorar al caminar, correr o realizar actividades físicas. Además del dolor, también puede haber hinchazón en la rodilla afectada. Esto se debe a la acumulación de líquido en la articulación, lo cual puede dificultar el movimiento y causar rigidez.

Otro síntoma asociado es la sensibilidad en la rodilla. Esto significa que la articulación puede sentirse sensible al tacto o al movimiento y puede doler al presionarla. A veces va acompañada de una sensación de calor o enrojecimiento en la articulación.

Además, algunas personas experimentan crepitación en la rodilla afectada. Se caracteriza por un ruido crujiente o chirriante en la articulación al moverla. Este síntoma, llamado vulgarmente gonalgia con chasquidos, puede ocurrir debido al desgaste del cartílago, lo cual puede deberse al envejecimiento o a lesiones previas.

Tipos de gonalgia

Existen diferentes tipos de gonalgia, cada uno con sus propias características y causas específicas. Algunos de los más comunes incluyen:

  • Traumática. Está causada por lesiones en la rodilla, como distensiones, torceduras, fracturas o luxaciones.
  • Mecánica. Se produce debido al desgaste excesivo de las articulaciones de la rodilla, como en la gonartrosis. En este caso puede ser una gonalgia degenerativa
  • Inflamatoria. Causada por enfermedades inflamatorias, como la artritis reumatoide o la gota.
  • Por sobrecarga. Provocada por un uso excesivo de la rodilla, como correr largas distancias o levantar objetos pesados repetidamente.

En función del lugar en el que se produzca el dolor los especialistas hacen referencia también a gonalgia derecha, gonalgia izquierda o gonalgia bilateral.

Diagnóstico de gonalgia

El diagnóstico es un proceso fundamental para identificar la causa del dolor en la articulación. La detección temprana y precisa es crucial para implementar un plan de tratamiento efectivo y mitigar las molestias.

Implica una evaluación cuidadosa de los síntomas del paciente, junto con un examen físico completo. El médico busca: 

  • Signos de hinchazón, enrojecimiento o deformidad en la rodilla. 
  • Puede realizar pruebas de movimiento y palpación para evaluar la amplitud de movimiento y detectar áreas sensibles o dolorosas.

Además, se pueden requerir pruebas adicionales como radiografías, resonancias magnéticas, ecografías y análisis de sangre. Cada una de estas pruebas proporciona información única sobre las estructuras internas de la rodilla, permitiendo una evaluación más detallada de los tejidos blandos, los huesos y los ligamentos.

Tratamiento de la gonalgia

El tratamiento depende de la causa subyacente del dolor de rodilla. Así, podemos hablar de casos leves y casos más graves. 

Tratamiento para casos leves

Cuando el dolor está producido por alguna circunstancia no considerada grave se recomienda como remedios para la gonalgia: 

  • Reposo. 
  • Aplicación de hielo. 
  • La elevación de la extremidad, ya que puede ayudar a aliviar el dolor y la inflamación. 
  • Analgésicos, como el paracetamol o el ibuprofeno, para proporcionar alivio temporal.

Es importante destacar que estos tratamientos solo alivian los síntomas y no resuelven la causa subyacente del dolor de rodilla o gonalgia.

Tratamiento de gonalgia severa

Si la causa es una lesión grave o una afección crónica, es posible que se requiera atención médica adicional. En algunos casos, se puede recomendar fisioterapia para fortalecer los músculos de la rodilla y mejorar la estabilidad articular. También se pueden usar dispositivos ortopédicos, como rodilleras o férulas, para proporcionar soporte adicional a la rodilla afectada. En los casos más graves, una pregunta frecuente es si la gonalgia se opera. Efectivamente, puede ser necesaria una intervención quirúrgica para reparar o reemplazar las estructuras dañadas de la rodilla.

Diferencia entre gonalgia y gonartrosis

La gonalgia no es lo mismo que la gonartrosis, aunque comparten algunos síntomas similares. La primera se refiere al dolor de rodilla en general, mientras que la gonartrosis se refiere específicamente al desgaste del cartílago en la articulación de la rodilla. La gonartrosis es una forma común de artritis y puede causar dolor, rigidez, inflamación y dificultad para mover la rodilla. 

¿Se puede hacer ejercicio con gonartrosis?

La respuesta generalmente es sí, pero es importante tener en cuenta algunos factores. El ejercicio regular puede ser beneficioso para fortalecer los músculos que rodean la rodilla, mejorar la movilidad y reducir el dolor en casos de gonartrosis leve a moderada. Sin embargo, es crucial consultar a un traumatólogo antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, ya que algunos pueden empeorar los síntomas y dañar la articulación de la rodilla aún más. Es decir, no se puede generalizar, sino que hay que ver cada caso por separado. 

Si padeces dolor de rodilla lo más recomendable es que acudas al traumatólogo para que realice un diagnóstico y así pueda poner un tratamiento. En SaludOnNet contamos con especialistas dispuestos a ayudarte. Ahora puedes comprar una consulta de traumatología desde 27 euros y acudir al médico sin largas esperas y con total confianza. 


SaludOnNet

SaludOnNet

Este artículo ha sido redactado por el equipo médico de SaludOnNet, que está integrado por especialistas destacados en su área, y colegiados en España.

Ver fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × uno =