28/05/2024

Causas y síntomas del síndrome de Guillain Barré

0
guillain-barre

El síndrome de Guillain Barré (SGB) es una enfermedad rara neurológica en la que el sistema inmunitario de una persona ataca a su sistema nervioso periférico por error, causando debilidad muscular y, en algunos casos, parálisis temporal o permanente. Aunque las causas exactas del SGB aún no están completamente claras, se cree que hay varios factores que pueden desencadenar esta enfermedad. En la actualidad afecta a 1 o 2 personas por cada 100.000 habitantes cada año.

Contenido

Principales causas

¿Qué provoca el síndrome de Guillain Barré? Una de las causas principales es la respuesta inmunológica del organismo a una infección bacteriana o viral previa. Se ha observado que aproximadamente el 60% de los pacientes con esta patología han experimentado síntomas gripales (Influenza) o gastrointestinales unas semanas antes de desarrollar la enfermedad. Los virus más comúnmente asociados con el SGB son: 

  • Epstein-Barr. 
  • Citomegalovirus. 
  • Virus del Zika. 

También se han registrado casos después de infecciones bacterianas por Campylobacter jejuni, que se encuentra comúnmente en alimentos contaminados y crudos, especialmente aves de corral.

Es importante destacar que el síndrome de Guillain Barré no se contagia, es decir, no se transmite de una persona a otra. Aunque la infección bacteriana o viral que puede desencadenar el síndrome sí puede ser contagiosa, el SGB en sí mismo no se propaga de esa manera.

Otra posible causa es la reacción autoinmune desencadenada por una vacuna. Aunque es extremadamente raro, se han documentado casos de personas que desarrollaron el síndrome después de recibir ciertas vacunas, como la de la gripe o la hepatitis. Sin embargo, es importante tener en cuenta que los beneficios de la vacunación superan con creces el riesgo teórico de desarrollar el SGB.

¿Es hereditario el síndrome de Guillain Barré? Además de las infecciones y las vacunas, se ha sugerido que ciertos factores genéticos pueden predisponer a algunas personas al desarrollo del Síndrome de Guillain Barré. Sin embargo, se necesita más investigación para comprender completamente el papel de la genética en esta enfermedad.

Tipos de SGB

Una vez explicado qué es el Síndrome de Guillain Barré, es importante destacar que existen varios tipos , cada uno con características clínicas específicas. Los tipos de Síndrome de Guillain Barré más comunes son:

Polirradiculoneuropatía desmielinizante aguda inflamatoria (AIDP)

Esta es la forma más común y se caracteriza por una inflamación de la mielina, la capa protectora que envuelve los nervios. Como resultado, los impulsos nerviosos se transmiten de manera lenta e ineficiente, lo que provoca debilidad muscular y pérdida de la sensibilidad en las extremidades. La debilidad puede progresar rápidamente y resultar en parálisis en casos graves. Afortunadamente, la mayoría de los pacientes se recuperan con el tiempo.

Síndrome de Guillain-Barré axonal agudo (AAGBS)

En esta forma, los nervios periféricos se dañan directamente, lo que provoca una pérdida de la función muscular y sensorial. A diferencia del AIDP, en el AAGBS no hay inflamación de la mielina y los impulsos nerviosos se interrumpen debido al daño directo a los nervios. Es menos común, pero puede ser más grave y llevar más tiempo para recuperarse.

Síndrome de Miller Fisher (MSF)

Esta forma rara de SGB se caracteriza por una tríada de síntomas: 

  • Ataxia (falta de coordinación muscular).
  • Oftalmoplejía (parálisis de los músculos oculares). 
  • Arreflexia (pérdida de los reflejos tendinosos profundos). 

A diferencia de otras formas, a menudo se presenta con síntomas iniciales no motores, como visión borrosa, dificultad para tragar y debilidad facial. Afortunadamente, tiende a tener un pronóstico favorable y la mayoría de los pacientes se recuperan por completo.

Estos son solo algunos ejemplos de los diferentes tipos de SGB que existen. Sin embargo, es importante destacar que los síntomas y la gravedad de la enfermedad pueden variar ampliamente entre los pacientes. Algunos pueden experimentar síntomas leves y recuperarse por completo con el tiempo, mientras que otros pueden experimentar síntomas más graves y tener una recuperación más lenta y menos completa.

Síntomas de síndrome de Guillain Barré

Uno de los primeros signos de Guillain Barré es la debilidad muscular, que comienza en las piernas y se va extendiendo a los brazos y el tronco. Puede variar desde una sensación de cansancio hasta la imposibilidad de moverse, dependiendo de la gravedad del caso. Asimismo, puede afectar a ambos lados del cuerpo de forma simétrica.

Además, los pacientes con SGB también pueden experimentar hormigueo o adormecimiento en las extremidades. Esta sensación anormal, conocida como parestesia, puede ser muy incómoda y causar dificultades para realizar actividades diarias.

Otro síntoma característico es la falta de coordinación motora. Los pacientes pueden tener dificultades para caminar o mantener el equilibrio, lo cual se conoce como ataxia. Esta pérdida de coordinación puede ocurrir debido a la debilidad muscular y la afectación de los nervios encargados de controlar los movimientos.

En algunos casos, también pueden experimentar dolor muscular o sensibilidad al tacto. Este dolor puede variar en intensidad y ser constante o intermitente. Es importante tener en cuenta que el dolor muscular puede no estar presente en todos los casos de SGB, por lo que su ausencia no descarta necesariamente el diagnóstico.

Otros síntomas menos comunes, pero posibles, incluyen dificultades para tragar, hablar o respirar, así como ritmo cardíaco acelerado o irregular. Pueden aparecer en casos más graves de la enfermedad, por lo que es fundamental buscar atención médica de inmediato si se presentan.

El SGB es una enfermedad rara, por lo que no todos los casos van a presentar los mismos síntomas. 

Diagnóstico del Síndrome de Guillain Barré

El diagnóstico de la enfermedad de Guillain Barré es un proceso clave para identificar y tratar adecuadamente esta enfermedad neurológica potencialmente grave. Se basa en una combinación de síntomas clínicos, análisis de sangre y estudios de conducción nerviosa

Comienza con una evaluación minuciosa de los síntomas y el historial médico del paciente. El neurólogo también puede utilizar pruebas específicas para confirmar el diagnóstico. Una de las más utilizadas es el estudio de conducción nerviosa, que evalúa la velocidad y la eficacia de la transmisión de los impulsos eléctricos a lo largo de los nervios periféricos. Esta prueba puede ayudar a identificar cualquier daño en los nervios y determinar si se trata de una neuropatía desmielinizante, típica del SGB. También se utiliza la electromiografía para evaluar el funcionamiento del sistema nervioso.

Asimismo, la punción lumbar se lleva a cabo para conocer la presencia de inflamación en el líquido cefalorraquídeo.

Además, los análisis de sangre pueden ser útiles para descartar otras posibles causas de la debilidad muscular, como la presencia de toxinas o desórdenes metabólicos. Estos análisis pueden incluir marcadores de inflamación, como la velocidad de sedimentación globular (VSG) o la proteína C reactiva (PCR), que pueden estar elevados en personas con SGB.

Es importante destacar que el diagnóstico debe ser realizado por un médico con experiencia en enfermedades neuromusculares. Esto se debe a que puede presentarse en diferentes formas y en algunos casos puede ser difícil de distinguir de otras condiciones similares, como la mielitis transversa o el síndrome de Miller Fisher.

Tratamiento de Guillain Barré

El síndrome de Guillain Barré no tiene cura, pero se pueden emplear diferentes enfoques para controlar los síntomas, acelerar la recuperación del paciente y prevenir posibles complicaciones. Debido a la gravedad de la enfermedad, es fundamental iniciar el tratamiento lo antes posible para que el pronóstico de Guillain Barré sea lo mejor posible. Por lo general, las personas con esta patología deben ser hospitalizadas. Algunas opciones de tratamiento son: 

  • Administración de inmunoglobulinas intravenosas (IGIV). Estas proteínas se encargan de regular el sistema inmunológico y reducir la inflamación en el sistema nervioso. Se ha demostrado que el uso de IGIV acelera la recuperación y reduce la gravedad de los síntomas en pacientes con SGB.
  • Plasmaféresis, donde se extrae la sangre del paciente, se separa el plasma y se devuelve el resto de la sangre al organismo. Esta técnica se utiliza para eliminar los anticuerpos autodestructivos presentes en el plasma y reducir la inflamación.

Además, es fundamental el tratamiento de los síntomas derivados como el dolor, la debilidad muscular y las dificultades respiratorias. En muchos casos, se utilizan analgésicos y relajantes musculares para aliviar el malestar y mejorar la calidad de vida del paciente.

Además de los tratamientos mencionados, se están investigando nuevas terapias, como el uso de esteroides y medicamentos inmunosupresores. Estas opciones pueden ser consideradas en casos más graves o en pacientes que no responden adecuadamente a los tratamientos convencionales. 

Complicaciones

En algunos casos, el SGB puede llevar a complicaciones graves, como dificultad respiratoria, problemas de presión arterial e incluso una disminución de la función cardíaca. Por lo tanto, es fundamental que los pacientes reciban atención médica especializada, así como un seguimiento adecuado para minimizar el riesgo de estas complicaciones y promover una recuperación éxitos para el Síndrome de Guillain Barré.

La mayoría de los pacientes experimenta una mejora gradual en los síntomas durante un período de semanas o meses. Muchas consiguen caminar de nuevo, tras pasar medio año del inicio de los síntomas. Sin embargo, la recuperación completa puede llevar más tiempo y, en algunos casos, pueden persistir secuelas del síndrome de Guillain Barré a largo plazo, como debilidad muscular residual o problemas de sensibilidad. 

Si tienes alguno de los síntomas de este síndrome es importante que acudas a un neurólogo para que evalúe tu estado y realice un diagnóstico temprano. En SaludOnNet contamos con especialistas dispuestos a ayudarte en lo que necesites, sin esperas y a unos precios muy competitivos. 

Ver fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × dos =